comer con los dedos, fingerfood
Comments 2

Otro básico y clásico: hamburguesas

Buenas de nuevo.

Comparto con vosotros otro de esos básicos que me encantan, porque dan mucho juego dependiendo de cómo aliñes la carne: unas hamburguesas.

Hamburguesas caseras

Hamburguesas caseras

Me gusta hacer la mezcla de carnes en casa. Creo que jamás he comprado una hamburguesa en la carnicería. El primer motivo es conocer la carne que lleva, y la segunda es aliñarla a mi gusto.

Os paso la preparación para unas 8 hamburguesas pequeñas, hechas con panecillos rústicos.

Ingredientes:

– 400 gr de carne picada de ternera
– 400 gr de carne picada de cerdo
– 2 cucharadas de tomate confitado
– 1 cebolla
– 5 dientes de ajo
– 1 rebanada de pan de molde
– 1 huevo
– 1 puñado grande de perejil
– sal y pimienta
– hierbas provenzales
– un poco de leche

Para el acompañamiento:

– 8 panecillos rústicos
– 1 tomate de ensalada
– 2 cebollas
– crema de queso, en este caso, de queso curado
– ketchup

Preparación:

Ponemos a remojo la rebanada de pan de molde en un poco de leche.

Mezclamos en un bol las dos carnes, un puñadito de sal, un puñadito de hierbas y un poco de pimienta.

Picamos la cebolla bien pequeña y la añadimos. Hacemos lo mismo con los ajos y con el perejil.

Escurrimos un poco el pan, lo desmigamos y lo añadimos a la mezcla. Añadimos también el huevo y el tomate confitado. Lo mezclamos todo bien. A mí me gusta hacerlo con las manos para asegurarme bien de que queda todo incorporado.

Taparemos la masa con un trozo de papel film y la reservamos hasta que vayamos a cocinar las hamburguesas. El truco para que no se seque la carne es poner el plástico tocando la carne, quitando las bolsitas de aire que puedan quedar.

Hamburguesas caseras - paso a paso

Hamburguesas caseras – paso a paso

Ahora vamos con la preparación para el emplatado.

Hacemos la forma de las hamburguesas del ancho de los panecillos. Las hacemos a la plancha para que queden tostaditas por fuera y al punto que nos guste por dentro.

Cortamos el tomate en rodajas y reservamos.

Cortamos la cebolla en rodajitas. Preparamos un cuenco con harina y sal. Las enharinamos bien y las freímos en abundante aceite caliente hasta que estén doraditas. La reservamos sobre un papel secante.

Tostamos el interior de los panecillos y los untamos con un poco de queso en una mitad y de ketchup en la otra (o sólo con queso, que es cómo me gusta a mí). Y ya podemos montarlas.

Sobre una mitad del panecillo ponemos una rodaja de tomate. Encima ponemos la hamburguesa y sobre ella un puñado de cebolla frita.

Y ya está. A partir de aquí cada uno le pone lo que quiera. A mí así me gustan porque quedan muy gustosas, pero hay varias variaciones que he hecho otras veces:

– añadir crema de queso para “dipear” a la masa;
– añadir un pimiento asado bien picado;
– añadir queso rallado a la masa;
– etc.

Hay para todos los gustos 🙂

Pues eso. Ésta es mi versión. ¿Y la vuestra?

¡Que aproveche!

Anuncios

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s