en las nubes
Dejar un comentario

Los imprescindibles en la cocina

Porque me apasiona cocinar. Pero tengo un problema: la planificación.
Soy de esas personas que les gusta tener de todo en la nevera, porque lo que quieren es poderla abrir y sobre la marcha pensar algo nuevo.
Quizá por este motivo no me había decidido a apuntarme a algún taller culinario hasta el de sushi que hice hace unos pocos meses y después he ido haciendo todos los que he podido.
Pero, para poder improvisar, hay ciertas cosas que no pueden faltar en la despensa. Para mí, ésas cosas son:

Arroz, ya sea redondo, largo, basmati, vaporizado, el que sea. Un plato de arroz es una de esas cosas que puedes cocinar con cualquier cosa de la cocina, ya sea pescado, verduras, carne, incluso con sólo hierbas.
– Algo de pasta grande y rayada: macarrones o algo similar. Para platos en los que vayamos a hacer una salsa y queramos que quede bien impregnada. La pasta rayada se empapa más de salsa que cualquier otra.
– Algo de pasta mediana: fideos, tiburones o lo que nos guste. Para sopas o platos de pasta a la cazuela, con carne, pescado o verduras.
Masa de hojaldre para hacer, por ejemplo, unos paquetitos de salmón al horno, unas medias lunas de queso y espinacas, o unos “cremadillos” o una tarta de frutas para el postre. Hay mil combinaciones, dulces o saladas.
Masa quebrada, lo mismo, con un relleno de huevos y queso más lo que queramos tenemos una quiche, y con una crema de chocolate o limón tenemos un postre.
Harina de trigo y de maíz, indispensables para cremas, salsas, rebozados, o bizcochos y postres varios.
Harina de fuerza, para panes o una buena pizza de masa casera.
Queso, de varios tipos, cremoso, tierno, alguno de sabor intenso, uno para rallar, para gratinar. Un básico.
Aceite de oliva virgen extra, aunque no haga falta comentarlo. Indispensable en la mayoría de platos.
Mantequilla, para repostería y salsas, es básica. Útil en otros sitios.
– Salsa de soja, ideal para aliñar un plato de pasta con verduras, un arroz salteado, una ensalada, un caldo o incluso para marinar una carne de pollo o unas gambas. Muy versátil.
Setas secas o congeladas, solventan un plato de pasta o de arroz en un momento, o un plato de carne en salsa.
Tomate en conserva, para salsas, sofritos y rellenos.
Tomate seco, ya sea o no en conserva, para aromatizar platos de pasta y arroces.
Especias: variados de pimientas, orégano, albahaca, eneldo y hierbas provenzales. Me encantan. Es raro el plato en el que no uso alguna de ellas.
Ajo, para sofritos, indispensable. Pero él solito solventa un plato de pasta.
Cebolla, otro básico, para infinidad de platos.

Seguro que me dejo alguno, pero éstos son los que no pueden faltar en la lista de la compra.

Y vosotros, ¿tenéis vuestros básicos?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s